Hacer tribu para criar

Y para aprender a criar también se necesita, yo diría que es indispensable.

Es necesario crear una red de apoyo, aunque sea en la distancia para conectar con personas afines y obtener ayuda en la crianza de los hijos.

Antes de existir internet se buscaban personas de la misma ciudad, que estuvieran en nuestra misma situación para aprender, intercambiar ideas y experiencias.

Solían ser grupos reducidos ya que encontrar personas con los mismos objetivos, inquietudes con las que conectar no es fácil.

Gracias a las redes sociales es más sencillo y efectivo conocer personas dispuestas a acompañarte en la crianza.

Además el efecto se multiplica, al tener la oportunidad de conocer a personas a través de otras personas, creando una gran tribu virtual.

Eso mismo nos ha ocurrido con la familia de la Pedagogía Blanca, en sus cursos, formaciones, foros y grupos conectas con personas que a su vez te facilitan conocer a otras multiplicando el efecto.

Si que es cierto que lo ideal es poder conocer, hablar y relacionarse de tu a tu, en persona donde las relaciones se vuelven más estrechas y especiales.

Pero dado que esas oportunidades son escasas tenemos que recurrir al mundo virtual para encontrar comprensión, formación y acompañamiento.

Siempre digo que Renovatio es hija de la Pedagogía Blanca y gracias a ella hemos encontrado a grandes profesionales y expertos que muchas ocasiones se convierten en amigos y compañeros de viaje.

Para poder compartir nuestra tribu contigo y que tú también puedas ampliar tu círculo hemos estamos preparando un EVENTO ONLINE GRATUITO  con más de 25 expertos en distintas disciplinas de la crianza respetuosa que nos aportarán sus conocimientos y experiencias.

Si quieres conocer a los expertos que nos acompañarán en las jornadas pincha en la imagen y si quieres suscribirte para recibir toda la información y todos los detalles pincha aquí

Cristina Núñez

circulocristina

¿Consigues educar sin castigar?

El equipo Renovatio: Educación y Emoción nos hemos puesto en contacto con Mireia Long para hacerle una entrevista en la que nos resuelva una serie de dudas sobre los castigos que a muchas de vosotras os preocupan.

Mireia Long es co-directora de la Pedagogía Blanca, y de Mujeres Empoderadas. También colabora escribiendo en Bebés y Más, y en la revista online Allegramag.

Como experta en educación, nos ha dado estas sabias respuestas a las preguntas que le hemos planteado:

Mireia Long

Mireia Long

 

1.- ¿Puedo conseguir educar sin castigar?

En realidad lo que es imposible es educar con castigos. Educar es otra cosa, educar es perfeccionar las aptitudes morales e intelectuales mediante preceptos, ejemplos y ejercicios, pero no mediante la imposición por miedo.

Si preguntas que considero yo educar, sería ayudar a que el niño se desarrolle logrando tener las herramientas personales para tener una vida con sentido, feliz y productiva, logrando ser libre, eligiendo su camino, sin aceptar la injusticia y consiguiendo una mente y una comportamiento sano y, a la vez, respetando los derechos de los demás.

Un niño bien educado y un adulto que ha sido bien educado son personas que saben quienes son, lo que quieren y pueden conseguir sus objetivos vitales libremente elegidos y que ni consiente que abusen de él ni abusa de los demás.

Lograr eso no es posible mediante el miedo, sino encendiendo la llama de la autonomía real y de la responsabilidad, cosas que solo logrará el niño si se las permitimos y les guiamos en el proceso. Tienen que sentirse respetados, acompañados en sus errores, amados y escuchados. Tenemos que dedicar mucho tiempo a jugar con ellos, hablar de cualquier tema.

mireia4

2.- ¿Cómo puedo modificar una conducta de mi hijo sin recurrir al castigo?

Pues estando presente para poder prevenir las conductas inadecuadas, replanteándonos si hay alternativas aceptables a esa conducta, revisando las razones por las que el niño la tiene y, siempre que sea posible por su edad, explicándole con tranquilidad que consecuencias tiene esa conducta y que él lo comprenda realmente.

La imposición y el castigo no fomentan la autonomía y la responsabilidad, tenemos que tenerlo claro, sino que crean un ambiente de miedo, desconfianza y mentiras que ensombrece la relación que queremos construir con los niños.

3.- Si no castigo a mi hijo, ¿me escuchará?

Pues claro que te escuchará, tu hijo desea complacerte y confía en ti para que lo guíes en la complejidad del mundo. El castigo lo aleja de ti, hace que tema contarte tus errores y le hace sentir abandonado, humillado y enfadado, que no es lo que fomenta la comunicación.

Para que tu hijo te escuche te propongo una cosa que funciona: escúchalo a él, obsérvalo, acompáñalo en sus frustraciones y explícale las cosas con respeto. Todo se resume en trátalo como tu deseas ser tratado por los que te aman.

mireia3

4.- ¿Cómo puedo conseguir que mi hijo obedezca sin castigarle?

La palabra obedecer me da reparo porque muchas veces pensamos que los niños deben obedecer inmediatamente, sin cuestionar, sin pedir explicaciones y sin sentirse mal si los frustramos.

Es cierto que a veces vamos a necesitar que el niño haga algo, incluso si no quiere hacerlo, pero tendríamos que estar muy seguros de que es realmente por su beneficio y por su necesidad, no por nuestra comodidad adulta o las normas externas que no son adecuadas para los niños.

La confianza, palabra que yo prefiero, se cimenta en el diálogo, el acompañamiento y la escucha activa. Cuando damos a nuestros hijos muchos síes, pueden asumir esos no es inevitables, pero es porque durante mucho tiempo hemos negociado, explicado y acogido.

mireia3

5.- ¿En qué me va a beneficiar educar sin castigar?

La relación con tu hijo mejorará y se sentirá realmente seguro a tu lado, confiará en ti, te contará sus problemas y errores, entenderá las normas y se atreverá a pedir explicaciones si una norma no le parece justa. Será una persona más segura, motivada, con confianza en sí mismo y en su familia, responsable realmente, no por miedo, sino por convencimiento y automotivación. Una persona más libre, más capaz de dirigir su vida adulta y más cooperativo en su día a día en su infancia.

Puede que tengas muchas dudas sobre las razones por las que los adultos castigamos, la consecuencias de los castigos y las herramientas prácticas para lograr educar niños responsables y felices sin usarlos, por eso en la Pedagogía Blanca preparamos  un taller on line muy realista y concreto, en el que te hablamos de como  lograrlo.

mireia2

Es un taller que puedes comprar también en  diferido, se titula “Educar sin castigar” y puedes hacerlo desde cualquier lugar del mundo.  Este taller es para ti si:

  • Castigas a tus hijos cuando te ves desbordada.
  • Te da miedo castigar como te hicieron a ti.
  • Te sientes presionada y cuestionada por tu entorno para que castigues a tus hijos.
  • Tienes problemas para gestionar las normas y límites.
  • Tus hijos se pelean y/o pelean mucho contigo poniéndose furiosos.
  • Te preocupa no estar dando un buen ejemplo a los niños.
  • Crees que los castigos dañan a los niños.
  • Tu crianza es una batalla continua.
  • No tienes claro que puedes hacer para no usar los castigos.
  • No sabes diferenciar castigos y consecuencias naturales.
  • Te sientes triste y culpable cuando castigas y quieres dejar de hacerlo.
  • Necesitas herramientas alternativas al castigo para educar con respeto y consciencia.

Muchos padres, incluso los que repudian el más mínimo castigo físico y están trabajando intensamente para no gritarle a sus hijos, no encuentran más solución que la imposición o, si son desobedecidos, el castigo.

Realmente se encuentran sin más herramientas que las que han recibido ellos de niños y las que aplica el entorno para educar a sus amados pequeños y lo hacen, sobre todo, por temor a que el niño pueda correr riesgos o agobiados por excesivas expectativas sobre lo que deben esperar de ellos.

Desde la etapa de las rabietas los castigos, más que mejorar el comportamiento del niño, lo empeorarán y se va entrando en una espiral de violencia emocional y oposición que solo conduce a más castigos como manera de educar, algo que, a la larga, no provoca que el niño sea más comprensivo, responsable y motivado, sino que lo alejan de sus padres, le hacen perder confianza en ellos y en él mismo y hace que, para no ser castigado, se acostumbre a ocultar y mentir.

Además, los padres llegan a usar los castigos para razones completamente absurdas y peligrosas, ocultando los problemas de sus hijos que están provocando las situaciones que disturban a los adultos: peleas entre hermanos, falta de cuidado con las cosas, malas notas, palabrotas, despistes y dejadez en la colaboración en el hogar. Todas esas cosas son síntomas de malestar en el niño: necesidad de atención, desmotivación escolar, cansancio, escasez de juego libre y un número de obligaciones y normas que a veces son prematuras en su desarrollo.

Muchas de esas situaciones, además, merecen y necesitan atención de los padres, para reconducirlas escuchando a su hijo que hable sabiéndose en un entorno seguro y amoroso.

El castigo solo aleja al niño de la idea de un hogar confiable.

Aprenderá a mentir y ocultar, y, como mucho obedecerá puntualmente por miedo al castigo, y no por convencimiento de que debe actuar de determinado modo. Es decir, no lo hace responsable y consciente, sino que disminuye su autoestima, le hace sentir humillado, viviendo una situación injusta. Al final, incluso, se sentirá una mala persona y construirá una imagen de sí mismo desvalorizada.

Llegada a la adolescencia la confianza se habrá quebrado y explotará en mayor resentimiento, alejamiento y oposición, algo que podría haberse evitado con una educación realmente consciente, abierta y respetuosa, que partiera de conocer y comprender al niño y acompañarlo en la adquisición de modos de relacionarse sanos y pacíficos.

Pero, ¿existen alternativas reales para no usar los castigos?

Sin la más mínima duda, así es.

En este taller “EDUCAR SIN CASTIGAR” te daremos 10 herramientas realistas que funcionan como alternativas al castigo además de los secretos de los padres que no castigamos jamás.

El taller consiste en una sesión única de dos horas una hora y media de clase teórica y práctica, y media hora de preguntas y respuestas con los asistentes. El curso se puede realizar, al ser on line, desde cualquier lugar del mundo y, una vez grabado, el acceso no caducará nunca, por lo que se podrá volver a ver todas las veces que se desee.

Puedes unirte ya en este enlace:

http://www.pedagogiablanca.net/educarsincastigar/

 

 

Guardar

Mireia Long y la Pedagogía Blanca

Pedagoía Blanca

 

 

Para nosotras es todo un placer poder entrevistar a Mireia Long, una de nuestras profesoras de la Pedagogía Blanca que junto a Azucena Caballero han transformado nuestra visón de la educación.

Mireia Long  es experta en antropología de la crianza y la educación, en pensamiento divergente, en establecer límites sin castigos y comunicación no-violenta, en aprendizaje online y cooperativo, en organización de espacios educativos y en altas capacidades.

Licenciada en Geografía e Historia, profesora de secundaria, conferenciante, madre homeschooler. Ha trabajado además como periodista, publicista y actriz. Autora de los libros: “Una nueva maternidad” y “Una nueva paternidad” y editora de la web Bebés y más desde 2008, también ha  trabajado como periodista y publicista .

 

-Cada edición de la PB es diferente, ¿Qué cosas nuevas habéis incluido en esta sexta edición? –

En esta ocasión hemos mantenido el formato porque creemos que hemos alcanzado la excelencia y los resultados de las alumnas nos lo confirman. La cantidad de material (clases en directo, clases de las directoras, las cuarenta clases adicionales de los expertos invitados, las lecturas y tares) son más que suficientes y además, tienen el enfoque que queremos.

Pedagoía Blanca

¿Qué consejo le darías a una madre/padre que quiere formar parte del cambio educativo pero no sabe por dónde empezar? , ¿y a un maestra/o que quiere empezar a cambiar el sistema pero tampoco  sabe por dónde empezar?

 

A ambos colectivos les aconsejo lo mismo, que se empapen del espíritu de la Pedagogía Blanca leyéndonos, siguiendo nuestro blog y fanpage, participando en el grupo de Facebook gratuito… pero sobre todo lo que funciona de verdad es hacer el curso  de la Pedagogía Blanca. Así de claro os lo voy a decir.

Si queréis acompañar a vuestros hijos sin temer las represalias de la maestra por no hacer los mierdideberes, si el niño se aburre aprendiendo, si está desarrollando malos hábitos de conducta por la influencia del ambiente violento de la escuela, si queréis hacer homeschooling, si el niño parece tener altas capacidades pero no sabéis ni como ayudarle, si no entendéis sus reacciones, rabietas, temores o si teméis no estar a la altura de sus necesidades para que desarrolle todo su potencial…

Si quieres hacer cosas concretas para cambiar la experiencia de tus alumnos en el aula y que amen aprender por muy desastroso que sea el sistema… ayudarles a ser creativos, usar las nuevas tecnologías para que no sean un libro de texto-dos, conectar con ellos y sus pasiones, saber entender sus emociones, despertar su creatividad…

APUNTAOS AL CURSO DE LA PEDAGOGÍA BLANCA. ES QUE FUNCIONA DE VERDAD LO QUE OS VAMOS A ENSEÑAR.Es donde os enseñamos todo lo que sabemos y os podemos ayudar personalizadamente.

Todo lo que os ofrecemos en abierto es solo una pequeña parte de lo que podemos ayudaros a lograr, pero tenéis que hacer el curso de verdad. La cantidad de información, apoyo, herramientas que ofrece no se puede resumir en unas líneas.

Leed lo que dicen los alumnos. .

Os va a cambiar por dentro y por fuera.

Os va a encantar, empoderar y hacer brillar.

Pincha sobre la imagen y accede a toda la información.

¿Cuál crees que son las tres primeras cosas que hay que cambiar en la forma de educar actual?

 

Lo primero es la manera de entender lo que es un niño y lo que necesita para desarrollarse plena, feliz y naturalmente. Sin conocimientos actualizados nos vamos a ver abocados a repetir errores y mitos que son dañinos.

Lo segundo es el respeto. No podemos seguir identificando EDUCACIÓN con regaños, chantajes, presiones, deberes, castigos, amenazas y aburrimiento. Si queremos educar con respeto debemos conocernos mejor y manejar mejor nuestra ira y temor para poder acompañar al niño con empatía.

Y lo tercero es cambiar el Sistema Educativo de verdad y a fondo. Para cambiar el sistema educativo español hay que dar mayor libertad a los padres y cooperativas para crear centros educativos con pedagogías alternativas, reforzar a los maestros dándoles más autonomía. También apostar por la creatividad y el aprendizaje vivencial y significativo, eliminar la memorización y los exámenes, flexibilizar el currículo, reducir radicalmente las ratios en vez de aumentarlas y dar un verdadero impulso a la educación emocional, la personalización y la atención a las necesidades individuales.

Y a todo eso os ayudamos en el curso de la Pedagogía Blanca.

te llevamos al futuro

-¿Cual es el secreto para conectar, de forma tan efectiva, con las personas que participan y se benefician de vuestras formaciones?

 

La naturalidad y la sinceridad. Azucena y yo nos mostramos en el curso tal y como somos, humanas. Os contamos no solo nuestra experiencia teórica, sino que os hacemos partícipes de nuestra emoción, pasiones, miedos, luchas y éxitos. Y sabemos despertar y ver en cada alumno su enorme potencial para lograr lo que desea.

– ¿Cuál es el próximo proyecto de la PB? (Si se puede contar)

No puedo darte todos los detalles. Mira, el año pasado lanzamos con gran éxito nuestro Máster en Entornos Creativos y Comunicación respetuosa, ampliando estos temas que ya se tratan en el Curso de la Sexta Promoción y lo repetiremos.  Pero seguimos investigando, creando y escuchando a la comunidad educativa para detectar sus necesidades e intereses, así que te adelanto que habrá un nuevo programa específico destinado a desarrollar un método concreto que sabemos que ahora mismo es una de las cuestiones que más se demandan y para las que es necesario ofrecer formación especializada. Hasta aquí puedo contar. Os va a encantar a todos los antiguos alumnos y a muchos padres y maestros.

aprende más

Pinchando  sobre la imagen puedes acceder a conferencias gratuitas

¿Qué les dirías a todos aquellos padres y profesores que piensan que ya está todo inventado, que las cosas son como son y que no se pueden cambiar?

Posiblemente esto es uno de los daños que les ha causado el viejo sistema, aceptar que las cosas no pueden mejorar y deben permanecer como están. Pero el mundo cambia vertiginosamente y si no cambiamos para responder a las nuevas necesidades de los adultos del futuro, les estamos fallando a los niños. Somos responsables de su bienestar y quien siente ese íntimo deseo de ser parte del cambio debe atreverse a serlo, como hacemos nosotras. Solamente con un cambio muy profundo en el paradigma educativo, con una renovación total del concepto de enseñanza y de organización de esta.

Un aprendizaje vivencial, creativo, diverso y con mucha mayor flexibilidad es lo necesario. Mayor autonomía del maestro y una mejor educación emocional de los profesionales que entiendan que lo que cuenta no es que el niño esté callado, sino que sienta pasión por lo que va a aprender y que se le permita trabajar con la idea de que no todos deben aprender lo mismo a la vez.

colegios transformados

Pincha  sobre la ima imagen y podrás ver el  testimonio de los alumnos

La que fomentara el placer por leer, cada uno a su ritmo. La que ofreciera una verdadera enseñanza personalizada, orientada a las áreas de interés del alumno y a sus necesidades reales. La que aprovechara las horas lectivas y no precisara dos o tres horas de trabajo adicional en casa. La que permitiera aprender sin memorizar libros de texto. La que consiguiera que los niños disfrutaran aprendiendo y lo hicieran, sobre todo, mediante la experimentación, la vida y el juego.

Aprender de los sistemas alternativos, analizando las ventajas con las que trabajan y escuchar a los grandes expertos que opinan que el sistema educativo es obsoleto y está acabado.

Un reto que no es imposible, pero que solo se podría lograr con mayor inversión en medios materiales y humanos, una preparación continua de los maestros, clases reducidas y un concepto el éxito educativo que no se midiera en exámenes memorísticos sino en el conocimiento diario. No más horas de clase, sino mejores clases. No más autoridad del maestro, sino más respeto por el saber y sus trabajadores.

– Si tuvieras que destacar solo un beneficio de la PB, (de los muchos que tiene) ¿con cuál te quedarías?

Nosotras sabemos y las alumnas también que el cambio que se produce en ellas es enorme, profundo y que sienten que serán capaces de ser las educadoras (y educadores, que cada vez hay más hombres formándose con nosotras) que desean ser. Más libres, más fuertes y más seguras, con instrumentos, conocimientos, herramientas y capacidad para desarrollar los proyectos que quieran, sea en su hogar, en su aula o con programas de cursos y talleres para los que las preparamos.

¿Qué se siente al recibir tantas muestras de gratitud por haber mejorado la vida y la forma de ser tratados de tantos niños?

La satisfacción es enorme, porque sabemos que lo que nosotras hemos vivido, hemos aprendido y logrado no se queda solo aquí, se transmite como una marea a través de los alumnos, sus familias y sus propios estudiantes. Estamos siendo pare de un cambio profundo y duradero en el paradigma educativo y estamos mejorando la vida de muchos niños. Es emocionante porque, además, recibimos de vuelta mucho más amor del que nunca imaginamos. Siempre superáis nuestras mayores expectativas y nos enseñáis muchísimo.

te llevamos al futuro

Mireia Long desprende energía, saber hacer y una cercanía que te hace sentir que con trabajo e ideas innovadoras se puede cambiar el mundo porque al final el mundo somos la suma de muchos pocos y si cada vez somos más los que pensamos y nos ponemos a trabajar para mejorar la vida y el futuro de nuestro hijos , podremos ser parte del cambio que estamos buscando.

Desde nuestra experiencia como formadoras de Pedagogía Blanca te invitamos a unirte al cambio.

En este enlace tenéis toda la información.

 

 

 

 

Mireia Long

Mireia Long